Retinografías (Digital Color)

Con esta prueba se realizan fotografías de alta definición de la retina sin necesidad 
de inyectar ningún medio de contraste, se obtiene menos información que con
una angiografía fluoresceínica pero es muy útil para el seguimiento preciso
de muchas patologías retinianas. Su gran ventaja es que
al ser un procedimiento
diagnóstico no invasivo se evitan los efectos secundarios de los contrastes.

 

 

 

 

 

¿CÓMO SE DESARROLLA EL EXAMEN?
 
Antes de la prueba, se administran unas gotas de Tropicamida en ambos ojos, el cual es un producto que dilata las pupilas para facilitar la visión del fondo de ojo. Luego, se procede a la toma de fotografías respectivas a través del uso de la Camara Retinal.



RETINOPATÍA DIABÉTICA


Actualmente la Diabetes Mellitus es una de las enfermedades crónicas con mayor morbilidad y prevalencia en nuestra sociedad. Esta enfermedad se caracteriza primordialmente por la aparición de una serie de complicaciones crónicas producidas por el daño vascular. Entre ellas se encuentra la ceguera por afectación de los vasos de la retina.

La detección precoz de la retinopatía es la mejor arma para combatir esta patología incapacitante. La observación retiniana ha demostrado ser primordial, ya que al inicio, la retinopatía diabética debuta sin síntomas, sin embargo es el momento en donde el tratamiento se muestra más efectivo y con mejor pronóstico. Para la prevención de sus secuelas disponemos del empleo de la Retinografia Digital.
 

ESQUEMA DE UNA RETINOGRAFÍA CON PATOLOGíA OCULAR


¿COMO ACCEDER AL EXAMEN?
 

El médico determinará si es recomendable hacerle la prueba, con el objetivo de descartar alguna patología ocular. Suelen hacerse a diabéticos con alto riego de afectación ocular (retinopatía diabética), pacientes con degeneración macular relacionada con la edad, glaucoma, entre otros.